Influir en el comportamiento de las personas: Implantación efectiva de programas BBS

¿Por qué implementar un programa de Seguridad Basada en el Comportamiento (Behavior Based Safety – BBS) es uno de los mejores enfoques para mejorar los resultados en el ámbito de la gestión de seguridad y salud?


Los profesionales de la prevención de riesgos laborales consideramos que trabajar para eliminar los riesgos en las empresas es una parte fundamental de nuestro trabajo para el éxito de las organizaciones. Pero si únicamente nos apoyamos en la jerarquía de la cadena de mando y en las evaluaciones de riesgos, el enfoque no será lo suficientemente efectivo.


¿Qué es exactamente un programa de Seguridad Basado en el Comportamiento?



El enfoque que la mayoría de expertos dan por bueno para la gestión de la prevención de riesgos laborales es la búsqueda del equilibrio entre la eliminación de riesgos y la capacidad de influenciar a los empleados para tomar decisiones más seguras. En este último punto, la Seguridad Basada en el Comportamiento se centra en prevenir los accidentes en el trabajo y enfermedades profesionales, reforzando los comportamientos positivos y modificando la percepción de los empleados hacia los riesgos y peligros en el trabajo.


“Uno de los mayores desafíos en la prevención de riesgos laborales es convencer a las personas de que una actitud errónea y continuada ante el riesgo que no ha derivado en un accidente todavía, podría hacerlo.”



Un buen programa de seguridad basado en el comportamiento debe girar en torno a 3 ejes:

  1. Promover el comportamiento seguro en el lugar de trabajo examinando, comprendiendo y modificando las motivaciones subyacentes de los empleados.

  2. Construyendo una sólida que reconoce y recompensa la toma de decisiones seguras.

  3. Promover la participación de los trabajadores en el Plan de Prevención de Riesgos Laborales de la empresa, en todos los niveles de la organización.



Pensamientos erróneos acerca de la Seguridad Basada en el Comportamiento


A la hora de proponer un programa de estas características, la gran mayoría de técnicos de prevención de riesgos laborales exponen que hay demasiadas barreras para que se ejecute correctamente o que no sea efectivo, entre ellas:

  1. Un programa de estas características es demasiado difícil de implementar.

  2. Provoca que los empleados tengan más reticencias a reportar incidentes por temor a represalias. La seguridad basada en el comportamiento ha sido criticada en algunos círculos de seguridad como un enfoque de “culpar a las personas”, pero este un principio erróneo. En realidad, estos programas incrementan la notificación de incidentes y registros de cumplimiento con la norma OHSAS 18001.

  3. Creer que eliminan la necesidad de profesionales capacitados en la gestión de la seguridad y salud. Un experto interno en prevención de riesgos laborales nunca debe ser reemplazado por un consultor externo que no tiene conocimiento sobre el trabajo de campo.


Claves para implantar con éxito un programa de Seguridad Basada en el Comportamiento


Consideramos 3 principios básicos, que hemos identificado y que creemos tienen un impacto inmediato y significativo para la organización:

  1. Incluir la seguridad, como eje fundamental de cualquier actuación en este sentido.

  2. No buscar culpables e ir más allá en el análisis de incidentes y accidentes. Es cierto que la mayoría de accidentes tienen su origen en un fallo humano, pero lo que hay que preguntarse es porqué ocurre ese fallo y si estamos haciendo todo lo posible para que ese "mal funcionamiento" del sistema no ocurra.

  3. Eliminar la palabra castigo del vocabulario preventivo. Si no hay culpables, no tienen sentido las represalias y sí el valor de las soluciones.


¿Cómo fomentar el Comportamiento Seguro?


Mediante el empleo y gestión de un proceso estandarizado de acciones correctivas, fundamentado en el principio de mejora continua que ayude a entender de forma adecuada los comportamientos y actos inseguros, por lo que es preciso:

  1. Recopilar y analizar datos recogidos a pie de campo. Completar las inspecciones u observaciones sin disponer de herramientas de análisis posteriores es un ejercicio inútil que no aportará nada a la organización.

  2. Definir acciones para corregir las fuentes de actos y comportamientos inseguros. Las mejores empresas entienden que las acciones correctivas no constituyen una carga administrativa, sino una herramienta para mejorar continuamente la organización. Las empresas cometen errores, y los seguirán cometiendo. No hay debate. Sin embargo, lo que diferencia a las empresas líderes de las que no es cómo aprenden de su propia experiencia.


Conclusiones


A nivel internacional, es reconocida la eficacia de los programas de Seguridad Basada en el Comportamiento tienen. Sin embargo, tan sólo puede aplicarse con éxito si los técnicos de prevención, los empleados, en general, y los directivos, en particular, tienen como objetivo prioritario la seguridad y salud de las personas y la organización.


Registrar, analizar y entender las razones por las que las personas toman decisiones son los pasos que tenemos en cuenta en Emersal para poder ofrecer a nuestros clientes el mejor de nuestros servicios y con ellos aportar a sus empresas una cultura preventiva de calidad.